jueves, 29 de enero de 2009

CHARCOS DE PALABRAS TRISTES


Llevo puestos los zapatos
de los días soleados
y los charcos
llenan mis ojos de lágrimas.

Este día inagotable
promete un cielo de nubes grises
y yo llevo puestos
los zapatos para los días de sol.

No se puede caminar
un día como hoy,
con el agua corriendo
bajo mis pies,
bajo esta tierra.

Tengo la boca vacía de palabras
alegres
y los zapatos llenos de charcos
de palabras tristes.

Los gatos encima de la tapia
esperan
la llegada del sol
para mirarse lánguidos
y desperezados
mientras pasa el tiempo,
que puede que nos traiga
algún momento cálido,
de palabra dulce,
de caricia suave.


Beatriz Lardón

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Creo que es el momento de que decidas escribir algo más alegre. Por ti y por todos. Que lo malo llega solo, pero la alegría a veces hay que buscarla. Si escribes sobre ella, puede que venga. Y no te quites nunca los zapatos de los días de sol: hazlo por mi.

Beatriz dijo...

Gracias por tus palabras, quien quiera que seas.Esto lo escribí hace algunos años, no refleja mi estado de ánimo habitual, sólo el de "esos días raros" que todos tenemos.

Anónimo dijo...

¿aveis visto el anuncio de la coca cola? hace pensar...
esta mui bonito el poema
un saludo

Las Norias crea dijo...

Gracias en nombre de su autora, quien quiera que seas.

Por cierto, ¿a qué anuncio en concreto te refieres? Si lo encuentras háznolo llegar y lo ponemos.

Saludos.